fbpx
Rock and Joy accidentes

Episodio 46 ¿Cómo evitar accidentes por fallo humano?

La escalada deportiva, ¿Es un deporte de riesgo?

En el episodio de hoy vengo a tocar un tema escabroso, de esos que no nos gustan tocar, pero que está ahí… Los accidentes en escalada deportiva.
He estado investigando, buceando por papers, estudios e informes de federaciones y asociaciones, y tengo que decir que es muy complicado obtener una información veraz y contrastada sobre la tipología de los accidentes de escalada, ya que muchos de estos estudios mezclan distintos tipos de escalada, o comparan la escalada con otros deportes.
De cualquier modo quiero intentar transmitirte las conclusiones a las que he llegado con la búsqueda.

Hay varios estudios que comparan la siniestralidad de la escalada con respecto a otros deportes más comunes, para ello analizan la cantidad de lesiones ocurridas por cada 1000 h de práctica deportiva. En concreto un completo estudio realizado por el doctor Volker Schoffl en 2010, que aglutina el conocimiento de una veintena de estudios sobre distintas disciplinas de la escalada estima en 0.03 lesiones por 1000 h en escalada indoor y  3.1 lesiones cada 1000 h en escalada de competición. Otro estudio del Australiano David Humphries sobre escalada en roca estima en 0.9 lesiones por cada 1000 h aglutinando distintas modalidades de escalada en roca. Estos datos contrastan con los relativamente seguros y más conocidos deportes como el fútbol entre 9.4, o el baloncesto 9.8 o el voleyball 6.7.

 

Estos datos, colocan a nivel estadístico a la escalada en roca y roco con un riesgo muy muy bajo, en comparación con otros deportes.
La Federación Española de Deportes de Montaña realiza unas estadísticas anuales de accidentabilidad y rescates, en las cuales el 50% de los accidentes vienen del senderismo y las carreras de montaña, y la escalada (en un sentido amplio, incluyendo la pared y la clásica) compone un 13% de los siniestros.

¿Y en qué consisten estás lesiones de escalada?

Evidentemente no es lo mismo una tendinitis que un esguince o una fractura.
El completo estudio de Volker Schoffl establece que entre un 58 y un 67% de los casos, las lesiones son producidas en las extremidades superiores, presumiblemente por sobrecarga. Es decir las por desgracia comunes lesiones musculares y tendinosas de las que hablé la semana pasada.

Entonces solo entre un 33 y un 42 % se producen en las extremidades inferiores, que corresponden fundamentalmente a traumas provocados por caídas.

Aquí es donde realmente se pone interesante la búsqueda, lo que a mí más me interesa descubrir. Cuando ocurre un accidente, una caída que conlleva una lesión. ¿Cuáles son las causas normalmente?

Y aquí es donde he tenido muchas dificultades para responder la pregunta, porque, según dónde esté hecho el estudio y la modalidad de escalada que se practique los resultados son muy variables.

La experiencia me dice que en el mayor caso los accidentes son fruto del fallo humano, normalmente por parte del asegurador, pero… ¿es esto cierto?
Los únicos datos que he encontrado sobre esto son del grupo de rescate de montaña de las montañas rocosas, en Boulder Colorado y fundamentalmente tratan sobre escalada clásica en uno y varios largos en El dorado canyon.

Del total de accidentes de escalada registrados, el 30% se deben a caídas de primero, el 21% a aseguramiento deficiente, un 18.5% a pérdidas durante el descenso de una tapia, un 15% a escaladores atascados mientras rapelaban, un 5% por caída de piedras y el resto muy variado

¿Y en escalada deportiva?

Estos datos no tratan sobre escalada deportiva, pero tienen una lectura bastante significativa. Si quitamos las pérdidas y los incidentes rapelando, tenemos cerca de un 60% de accidentes por caídas y un 40% por fallo humano asegurando, y un pequeño porcentaje por caída de piedras.
A falta de otros datos veraces, creo que es sensato asumir que en la escalada deportiva de un solo largo, el porcentaje de accidentes como consecuencia de una mala caída debe ser mucho menor que en clásica de uno y varios largos.
Esto daría como principal causa de accidentalidad en escalada deportiva al fallo del asegurador… De nuevo, esta conclusión está basada en los datos sobre escalada clásica y no es cien por cien fiable, pero concuerda con mi experiencia.

 

Entre estos fallos asegurando están la pérdida de control del aparato, ya sea grigri, reverso u otros y descender al compañero con una cuerda corta y sin nudo tope al final como accidentes típicos. 

Si llevas unos años escalando seguro que has escuchado o presenciado algún accidente de este tipo, que por suerte normalmente se queda en un susto, pero que puede llegar a ser mortal.

Y es que, como he comentado al inicio, la deportiva es una actividad bastante segura en comparación con otros deportes, pero que tiene un riesgo inherente real, y que en caso de romper la cadena de seguridad puede ocasionar consecuencias graves.

Me da una pena enorme cada vez que escucho que algo así ocurre, y por eso me he motivado a sacar este episodio, es algo tan sencillo, y por desgracia tan común, que con poder llegar a una sola persona para que cambie sus hábitos y evite que esto ocurra estaría más que encantado.

Hábitos de seguridad

El fallo humano existe, y desde el más novato al más experto, todos somos susceptibles de cometer un error u olvidarnos de algo. Por eso desarrollar hábitos de forma automática que garanticen o checkeen la cadena de seguridad son tu seguro, tu backup ante un despiste que puede tener cualquiera.

En el caso de las cuerdas cortas, mi hábito es tener siempre los dos cabos de la cuerda atados a la funda o sábana. Cuando escalo desato el cabo superior y me encuerdo y el otro cabo siempre queda anudado. Al bajar y terminar la actividad anudo el cabo. Es una precaución muy simple, un hábito que me libra de tener que cerciorarme si mi cuerda será lo suficientemente larga o no. Si he medido mal o me he despistado, el nudo final y la funda harán tope en el aparato asegurador y tendré que ver como bajar con seguridad… Pero no me voy a caer al vacío. Te invito a que cojas este pequeño hábito y que lo difundas, puedes estar salvándole los tobillos o algo más a tus amigos.

El otro hábito que no cuesta nada tomar es el partner check, vamos, algo tan sencillo como revisar el nudo del escalador si aseguras y el aparato del asegurador si escalas. Te va a llevar menos de 5 segundos, y no quedas peor por hacerlo. Por mucha experiencia que tengas, nadie te garantiza que un día te llamen por teléfono mientras te estás encordando y se te olvide terminar el nudo… o que hayas colocado la cuerda mal por el grigri o no hayas cerrado el mosquetón…

Con un simple checkeo visual, y un tirón de cuerda evitas del tirón una de las principales causas de accidente. Y con respecto a la pequeña probabilidad de que te caiga una piedra, la respuesta es obvia… Ponte casco, los hay súper ligeros y molones, no hay excusa!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Únete a esta gran aventura, te enseñaré a escalar de forma que disfrutes de la roca como nunca lo has hecho.

He leído y acepto las condiciones de privacidad

¡Llévate además de regalo la guía Miedo a volar y 14 claves para superarlo

¿El miedo a volar te arruina el día de escalada una y otra vez?

¡Hazte con una copia ya!

He leído y acepto las condiciones de privacidad

¡APRENDE A SUPERARLO!

Apúntate a la Masterclass

En directo el 9 de Octubre a las 20:30

Hay solo 100 plazas, regístrate ahora

00
Months
00
Days
00
Hours
00
Minutes
00
Seconds

Escribe tu email para que te envíe la guía gratuita

Y alguna que otra sorpresa durante los siguientes días ;)

Escribe tu email para que te envíe la guía gratuita

Y alguna que otra sorpresa durante los siguientes días ;)